Para Qué Sirve la Lechuga?

La lechuga es una planta pertenece al género científico Lactuca; donde la Lactuca sativa es una de las especies de lechuga más conocidas en todo el mundo. También se conoce como ‘Kasmisaag’ en Hindi, ‘Uvarcheera’ en Malayalam, ‘Lechuga Keerai’ en Tamil, y ‘Saladchi Paane’ en Marathi. Muchos nombres para un vegetal de verdes hojas, pero además de su uso en deliciosas ensaladas, pocos saben para qué sirve la lechuga.

¿Para qué sirve la lechuga?

La lechuga es un vegetal de temporada que se cultiva principalmente en primavera, cuando el suelo está suficientemente seco para ser trabajado. Es relativamente más fácil de cultivar; y, al igual que otros verdes, este vegetal es rico en minerales, vitaminas y fibra. Varios tipos de lechuga están disponibles, como las de hojas verdes, las de hojas rojas, la variedad romana, la tipo iceberg o la lechuga de espárragos.

Las hojas de lechugas son sumamente nutritivas; por lo que sus beneficios son substancialmente grandes. Son ricos en minerales, vitaminas y varios nutrientes esenciales. Asimismo, de manera general, estos nutrientes proveen incontables beneficios para la piel, el cabello y la salud.

La lechuga ayuda a resolver una buena serie de problemas de salud y mantener el bienestar general del organismo. Aquí está un artículo que describe brevemente la variedad de beneficios de la lechuga. Su consumo se ha popularizado enormemente en las ensaladas; si bien también se utilizan sus hojas en sopas, sándwiches y como envolturas. Por si fuera poco, también se utiliza para elaborar nutritivos smoothies o batidos.

Beneficios de lechuga para la piel y el cuerpo

Con los crecientes niveles de contaminación, las exposiciones a productos químicos nocivos, el estrés y la dieta inadecuada, los problemas de la piel se han convertido en algo muy común en estos días. De hecho, tener piel perfecta parece un sueño y todos esos productos de belleza que prometen una gama de ventajas tienen muy poco efecto, en realidad.

Es importante entender que el suministro adecuado y la absorción de nutrientes son vitales para un cuerpo sano, lo cual incluye la piel también. Verduras como la lechuga son un almacén de nutrientes vitales, vitaminas y fibra, que contribuyen a una piel sana, manteniendo los problemas de la piel estrictamente controlados.

  • Revitaliza la piel. La lechuga es una fuente rica en vitamina A. El consumo de aproximadamente seis hojas puede proporcionar más del 100% del valor diario recomendado de vitamina A. Como es ya bien sabido, la vitamina A aumenta la renovación celular, revitalizando así la piel. Se aconseja incluir las hojas de lechuga en la dieta diaria tanto como sea posible.
  • Contribuye a su nutrición. La lechuga también contiene potasio, que proporciona un amplio suministro de nutrientes y oxígeno mediante la mejora de la circulación; lo que resulta en una piel saludable y radiante.
  • Defiende la piel de la polución y de los rayos Ultra Violeta. La mezcla de vitamina E y vitamina C en la lechuga hace posible el mantenimiento de una piel saludable con el paso de los años. Asimismo, la vitamina E también proporciona una amplia protección contra los dañinos efectos de los rayos ultravioleta del sol; además que reduce el riesgo de cataratas y la degeneración macular.
  • Devuelve el brillo a la piel. Las hojas de lechuga son altas en fibra; la cual es realmente buena para limpiar el organismo. Ayuda especialmente en la limpieza del colon. En pocas palabras, un sistema limpio siempre se traduce en una piel brillante.
  • Elimina las toxinas. La ingesta de lechuga induce el apetito y se deshace de las toxinas del organismo. Además, también puede curar la deficiencia de hemoglobina y sales minerales, dando como resultado una piel clara y radiante.
  • Combate varios problemas de la piel. Las compresas de hojas de lechuga son eficaces contra un conjunto de problemas de piel. Si se hierve dos hojas de lechuga en 1 litro de agua durante unos 20 minutos; el líquido resultante puede usarse como una compresa para la cara y otras partes del cuerpo. Esta compresa puede contribuir a mitigar el acné y la psoriasis mediante la purificación de la piel. Para ser eficaz, las compresas deben estar a temperatura ambiente y mantenerse durante en contacto con la piel durante al menos 10 minutos.
  • Tonificación. Las compresas también ayudan a tonificar la piel facial y pueden usarse como máscaras, en especial para la piel seca.

Beneficios de lechuga para el cabello

De la misma forma que el resto del cuerpo, el cabello necesita un suministro conveniente de nutrientes también; así como vitaminas y minerales para su adecuado crecimiento y el mantenimiento de su salud. Al ser muy nutritiva, la lechugas ofrece una gama de beneficios únicos para el cabello.

  • Provoca el desarrollo del cabello. Beber jugo de lechuga de forma regular incita el crecimiento del cabello; proporcionando alimento a los nervios y raíces del cabello.
  • Proporciona minerales vitales. La lechuga contiene 8% de silicio, 9% de fósforo y un amplio suministro de azufre. Estos tres minerales son vitales para el mantenimiento de la piel, el cabello y las uñas.
  • Previene la caída del cabello. En las hojas de lechuga se pueden encontrar amplias cantidades de vitamina K; la cual es sumamente importante para prevenir la caída del cabello. De hecho, la vitamina K tiene una influencia muy significativa en el estado general del cabello.
  • Previene el envejecimiento. Las hojas de lechuga contienen potasio; el cual ayuda a prevenir el envejecimiento del cabello. Inclusive, se ha descubierto que las personas que consumen muchas hojas de lechuga tienen un menor riesgo de aparición de canas.
  • Proporciona Nutrición. Es importante recordar que la causa principal de la caída del cabello es el consumo de alimentos en forma inorgánica, como cereales y alimento desvitalizado; dado que el cabello no está absorbiendo nutrientes de forma adecuada. Este problema es combatido por el consumo de lechuga combate puesto que ofrece una alimentación apropiada llena de vitaminas y nutrientes fundamentales.

Beneficios generales de la lechuga para la salud

Las hojas de lechuga promueven la salud general del organismo. Este increíble vegetal de hojas tiene más beneficios para la salud que de los que posiblemente uno pueda imaginar. He aquí algunos de los beneficios de la lechuga para la salud.

  • Ayuda a mejorar el sueño. La infusión hecha de la ensalada de lechugas tiene efecto anti espástico y actúa como un diurético y sedante. Beber esta infusión induce una buena noche de sueño; dando los beneficios resultantes para la piel.
  • Pérdida de peso. El recuento de calorías en la lechuga es baja, a excepción de los alimentos azucarados; además de que posee una buena fibra. Si se suman estos dos hechos, la lechuga viene siendo ideal para personas que tratan de perder algo de peso. Asimismo, los fitonutrientes que posee tienen excelentes propiedades de prevención de enfermedades.
  • Previene el cáncer de pulmón y el cáncer de boca. Las hojas de lechugas son altas en vitamina A. La vitamina A ayuda a prevenir el cáncer. También ayuda mucho a disminuir el riesgo de cáncer de boca y cáncer de pulmón.
  • Mejora el metabolismo. En las hojas de lechugas se encuentran presentes el hierro, calcio, magnesio y potasio que optimizan el metabolismo del cuerpo. El potasio es de gran ayuda para estabilizar la frecuencia cardíaca, además de la presión arterial. Aparte de los beneficios antes mencionados, las hojas de lechugas son una alta fuente de vitamina B 12.
  • Contiene ácidos grasos omega-3. Al ser rica en ácidos grasos Omega-3 y Omega-6, la lechuga es realmente beneficiosa para mantener una buena salud general.
  • Ayuda a combatir el insomnio. A menudo, se alega que el insomnio puede ser tratado mediante la ingesta de lechuga; gracias a su contenido de lactucario que se ve cuando las hojas se rompen o se cortan. Este ayuda a inducir la relajación y el sueño. Asimismo, se ha descubierto que tiene propiedades similares al opio, aparte de sus efectos secundarios tóxicos.

  • Es rica en vitamina C. La vitamina C en lechuga es una exquisita fuente de antioxidantes que pueden prevenir la formación de radicales libres; con lo cual se puede frenar las reacciones no deseadas que ocasionan enfermedades e incluso padecimientos cancerosos.
  • Contiene una buena suma de vitamina K. El contenido de vitamina K presente en la lechuga es necesario para el cuerpo; en especial para las mujeres que se encuentran en períodos de preconcepción y embarazo. Esta vitamina previene defectos neurales durante la etapa del embarazo.
  • Alto valor nutricional en hierro. El hierro es trascendental para mantener equilibrados los niveles de hemoglobina en la sangre; y también para muchos otros beneficios relacionados con el corazón. El contenido de hierro puede permanecer muy bien equilibrado gracias al consumo de hojas de lechuga.
  • Créalo o no, contiene proteínas. Las proteínas son, por así decirlo, los bloques de construcción de un cuerpo en desarrollo. Estas son necesarias para el desarrollo muscular y muchas reacciones metabólicas importantes en el cuerpo. La lechuga está compuesta en un 20% por proteínas, de su valor nutricional total.
  • Tiene un índice glucémico bajo. Debido al menor valor calórico de la lechuga, su índice glucémico se considera cero. Por ende, su consumo ayuda a mantener los niveles de azúcar en la sangre.
  • Formación Alcalina y Desintoxicación. Los minerales encontrados en la lechuga ayudan en la formación alcalina; que es conducida por la eliminación de toxinas del cuerpo.

Debido a todos estos beneficios y pocas desventajas, así como efectos secundarios esencialmente nulos, podemos garantizar que la lechugas en buen estado es una de las verduras más sanas existentes en todo el mundo y su consumo es seguro para todas las personas, sin importar su condición.

Por supuesto, no está de más advertir que todo alimento consumido en exceso puede tener consecuencias; y una alimentación balanceada, por sí sola, no puede basarse únicamente en el consumo de lechuga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *