Para qué sirve el retinol

Introducción

El consumo de alimentos dentro de una dieta balanceada, logra que el cuerpo humano mantenga un equilibrio en su salud. Las personas suelen cuidar lo que comen, buscando consumir en general, alimentos ricos en vitaminas y minerales, para lograr aportar los nutrientes necesarios al organismo, y que este funcione correctamente.

El retinol es un compuesto químico conocido también bajo los nombres de vitamina A o antixeroftálmica. Vital en la salud humana, su déficit o exceso suele generar malformaciones congénitas que perturban al organismo en general. Es una vitamina soluble en un ambiente graso. Está presente en los complejos procesos químicos del cuerpo, contribuye con el buen estado de la piel, la visión y el sistema inmunológico. Favorece el adecuado desarrollo de los embriones y el crecimiento. Los médicos suelen recetar a sus pacientes embarazadas ciertas dosis de esta vitamina, buscando compensar los niveles de la misma al punto que exista un desarrollo adecuado del bebé.

Historia del retinol

Para el año 1819 François Magendie identificó el retinol y el modo cómo afectaba la salud. Partió del estudio de perros desnutridos que presentaron úlceras en las córneas y riesgo de muerte. Tales estudios resultaron de gran interés para Frederick Gowland (1912), quien halló elementos hasta ese momento desconocidos no asociados a grasas y perceptibles en la leche. Posteriormente Elimer McCollum (1917), con ayuda de colaboradores fueron profundizando en la observación de aquellos elementos que luego, en 1920, recibieron el nombre de vitamina A. Esta vitamina se forma a partir de betacarotenos. La fórmula del retinol es C20H30O, tiene un peso molecular de 286,45 g7mol y el punto de fusión es de 80º C. El ámbito de formación de la vitamina antixeroftálmica es el intestino grueso y el lugar de almacenamiento está en el hígado.

Beneficios

Siendo un complemento que se puede obtener en una gran cantidad de alimentos, como frutas y vegetales, es fácil disfrutar de sus beneficios para la salud de nuestro organismo. El retinol o vitamina A es un nutriente esencial para el ser humano. Se requiere para que la retina funcione y el ojo pueda percibir aún en condiciones de baja luminosidad. Cumple un papel destacado en los procesos de reproducción sexual y en la fase de lactancia.

Los betacarotenos, por sus propiedades antioxidantes, defienden al cuerpo de radicales libres y previenen contra el envejecimiento celular. El retinol al oxidarse se convierte en ácido retinoico y hialurónico muy utilizados en medicina y cosmetología. Favorece la producción de colágeno. Actúa como exfoliante combinado con ácido glicólico. Mejora la piel y previene contra el envejecimiento temprano.

Propiedades

El retinol o vitamina A es un elemento vital para la salud de las personas. Cobra especial importancia en el buen funcionamiento de la visión porque estimula la formación de rodopsina, favorece el crecimiento y diferenciación del tejido epitelial de las células, participa en la adecuada actividad del sistema inmune, porque favorece la producción de anticuerpos. En caso de deficiencia afecta la resistencia a las infecciones y ocasiona la muerte entre la infancia y la adolescencia. Se pueden sintetizar las propiedades del retinol de la siguiente manera:

 

  • Antioxidante.
  • Formante de colágeno natural.
  • Regenerador de la piel y el epitelio.
  • Exfoliante
  • Liposoluble
  • Actúa en el crecimiento de los huesos.
  • Equilibra la coloración de la piel.
  • Regulador de las mucosas.

Fuentes de retinol o vitamina A

La vitamina A, retinol o vitamina antixeroftálmica se localiza en el hígado, vegetales anaranjados y amarillos (zanahorias, calabazas, maíz, entre otros), alimentos verdes (brócoli, espinacas, lechuga verde, papas y batatas, por ejemplo), grasas tipo mantequilla, huevos, frutas como la papaya, albaricoque, duraznos, melón, mangos, etc. También se puede conseguir en suplementos dietéticos, o en complementos vitamínicos, que se usan para compensar la falta de vitamina A.

Acción dentro del organismo

Si bien se conoce que es un excelente suplemento para el tratamiento de infecciones, aumentando la resistencia a las mismas colaborando con la producción de anticuerpos, incremento de la fertilidad, sobre todo en mujeres, e igualmente teniendo una gran incidencia sobre el crecimiento de los huesos, ha sido más popularizada por servir en el tratamiento de enfermedades que afectan a la retina.

Una vez que el retinol llega a la retina, este sufre un proceso de oxidación influido por 11 cis-retinal. De aquí, se transporta a las distintas células que componen la retina, y una vez en los bastones, es combinado con la proteína opsina para producir rodopsina, siendo este el pigmento que permite, junto con los bastones, la detección de mínimas cantidades de luz, lo cual es muy útil sobre todo en la noche. De esta manera es que se genera un impulso nervioso en el nervio óptico, el cual finalmente es interpretado por el cerebro.

Déficit de retinol

La deficiencia de retinol en el organismo ocasiona problemas visuales, sobre todo en horas nocturnas. Si el déficit se prolonga causa la xeroftalmia con los siguientes síntomas: resequedad oftálmica (xerosis) que se proyecta sobre el conducto lagrimal con la formación de queratina. La no atención de los síntomas conduce a la ceguera. Asimismo aparecen infecciones causadas por  bacterias, parásitos o virus. Gradualmente se presentan problemas respiratorios, debilidad capilar y a nivel de uñas.

Exceso de retinol

Hay que tener en cuenta, que todo lo que el ser humano consume, debe ser con cierta precaución, ya que si algo es consumido en exceso, puedehaber presencia de ciertos efectos adversos. El exceso de retinol es ocasionado por dificultad en la excreción de la vitamina en relación con el consumo excesivo de alimentos que contribuyen con su aportación. Tal condición causa distintos grados de toxicidad, cuya expresión puede estar a nivel de náuseas, ictericia y trastornos alimentarios, visión borrosa, cefaleas, falta de tono muscular y abdominal y estados de adormecimiento, a nivel del ánimo se presenta como irritabilidad. En caso de pacientes con disfunción hepática o renal el exceso de vitamina A puede producir daños graves en el organismo.

El exceso de ingesta de productos grasos como hígado conlleva toxicidad, sin embargo los vegetales no causan ningún síntoma que resulte preocupante, excepto color amarillo en las palmas de la mano, lo que no se considera dañino a la salud.

Contraindicaciones

Puede ser que el retinol sea considerado un suplemento bastante benéfico para el organismo, y es que no podemos negar la cantidad de propiedades que favorecen a nuestra salud. Sin embargo, bien se a dado a conocer que aun así, posee ciertos efectos adversos dependiendo del caso donde se consuma. El retinol no se aconseja en casos de embarazo por sus implicaciones en malformaciones del feto. Tampoco en la etapa de lactancia, porque se han observado trazas de la vitamina en la leche materna. Resulta aconsejable la consulta del médico antes de utilizar algún producto contentivo de dicha vitamina por las razones anteriormente expuestas.

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.