Para qué sirve la Dulcamara

Introducción

Actualmente la medicina ha avanzado mucho a la par de todo el despliegue tecnológico que hemos evidenciado en el último siglo y con ello se ha logrado dar con la cura de diversas afecciones de salud, pero siempre habrán otras alternativas más naturales cuando no se cuente con los recursos suficientes o los medios como para adquirir un producto farmacéutico las cuales incluso pueden resultar menos perjudiciales, ya que en ocasiones el consumo de ciertas sustancias químicas dan paso a graves daños por tener efectos adversos dejando algunas secuelas que no se comparan en lo absoluto con los que posiblemente provoquen estas opciones poco invasivas.

 

Por supuesto que existen ciertos límites y el consumo de esta planta medicinal no será la excepción, rigiéndonos por una serie de patrones para que no cometamos ningún tipo de exceso que cause a corto o mediano plazo una reacción completamente negativa que a la larga genere unas cuantas complicaciones, utilizando por ende la justa medida de este remedio casero que será suficiente en poca cantidad y frecuencia sea tanto a nivel interno como externo en el combate de múltiples enfermedades en las que quizás hasta hoy no teníamos la menor idea que fuese capaz de incidir favorablemente para sentirnos plenos y colmados de un bienestar en general.

Propiedades de la Dulcamara

Su nombre científico es Solanum dulcamara y está emparentada con las solanáceas, siendo oriunda principalmente del continente europeo y de países ubicados al norte de Asia y África aunque se ha propagado a nivel mundial por su fácil crecimiento en prácticamente cualquier terreno pero de preferencia aquéllos que cuenten con un clima propicio que tienda a la humedad.

Este tipo de clima ayudará en su cultivo el cual da flores de tonalidad violeta y centro amarillento de forma estrellada entre los meses de junio y agosto, pero no son éstas sino en cambio sus hojas (secas) y tallo (cortezas frescas) que cuentan con propiedades antiinflamatorias, calmantes, depurativas, desinfectantes, diuréticas, laxantes, narcóticas y sudoríficas que son realmente efectivas para contrarrestar distintas dolencias que conoceremos a continuación.

Beneficios de la Dulcamara

Empleada en la elaboración de varios productos farmacéuticos con fines medicinales y a nivel estético para preparar algunas cremas, no solamente tiene un uso tópico sino que también se ingiere a través de infusiones o tés e inclusive incorporándose como un aderezo en las comidas, que puede ser igualmente aprovechable en el tratamiento de:

  • Afecciones cutáneas
  • Retención de líquidos
  • Gonorrea
  • Amenorrea (ausencia del período menstrual)
  • Reacciones alérgicas ocasionadas por el herpes
  • Hinchazón
  • Complicaciones reumáticas o artritis
  • Anemia
  • Nerviosismo
  • Escrofulismo (infección en los ganglios linfáticos)
  • Cálculos renales
  • Estados de ansiedad
  • Tiña (enfermedad en la piel que se contagia por hongos y produce descamación)

  • Dificultad para conciliar el sueño
  • Ciclos menstruales dolorosos (dismenorrea)
  • Úlceras (lesiones en piel o membranas mucosas)
  • Heridas
  • Trastornos crónicos por alteración del sistema inmune
  • Acné
  • Fiebre
  • Virus de inmunodeficiencia humana (VIH) y síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA)
  • Sarpullidos
  • Algunos tipos de cáncer
  • Flujo vaginal abundante
  • Hipersensibilidad
  • Asma
  • Picaduras de insectos

  • Sífilis
  • Verrugas
  • Pleuresía (inflamación de la membrana que cubre la caja torácica y los pulmones debido a una infección)
  • Metabolismo lento
  • Escabiosis o sarna
  • Sobrepeso
  • Pulmonía (infección en los pulmones que compromete a las vías respiratorias)
  • Estreñimiento
  • Ictericia (irregularidad hepática que deja la piel y los ojos amarillentos por un incremento de la bilirrubina)
  • Bronquitis crónica (proceso inflamatorio de los bronquios por exposición constante a los agentes irritantes)
  • Convulsiones
  • Abscesos (inflamación del tejido y presencia de pus por una infección)
  • Eczema (dermatitis)
  • Albuminuria (presencia de albúmina en la orina por una insuficiencia renal)

Preparación de la Dulcamara

Conocida en el argot popular con otros nombres como amaradulce, amargamiel, dulciamarga, emborrachadora, hierba pelada, matagallinas o uvas del diablo que muy probablemente reciba al combinar un gusto entre dulce y amargo en su tallo, es justamente dicha parte de la planta la que se recoge durante el otoño o antes de la primavera cuando han pasado de dos a tres años y las hojas o ramas que no llegan al año los cuales por igual se dejan secando al sol y así se obtienen sus propiedades que son empleadas para diferentes preparaciones y usos tales como:

  • Para la artritis y la fiebre: en un litro de agua se añaden cuarenta gramos de la corteza y se llevan a un hervor, para posteriormente colar y esperar que se enfríe; se pueden tomar un máximo de tres tazas al día.
  • Para el catarro y las dolencias reumáticas: a un litro de agua le vamos a incorporar esta vez de veinte a veinticinco gramos de las ramas secas, que herviremos por espacio de media hora y colaremos para esperar que se repose un tiempo prudencial hasta que esté apto para su consumo, el cual se le puede realzar el sabor con un poco de miel y de la misma forma no se deben exceder las tres tazas diarias.
  • Para depurar y estimular al organismo: por cada litro de agua que preparemos, se pueden agregar entre treinta y cuarenta gramos de los tallos secos y en cuanto esté listo, colar y si es nuestro gusto endulzar con miel, pudiendo tomar dos tazas al día de dicha mezcla.

  • Para desinflamar los pechos durante la menstruación: se aplican como un cataplasma con las hojas más harina de lino cocidas exactamente en la misma proporción, administrándose preferiblemente calientes.
  • Para disminuir el malestar producto de la picadura de un insecto: simplemente basta con frotar el área afectada con los frutos de esta planta medicinal.
  • Para promover un efecto diurético y aliviar afecciones cutáneas: se realiza una infusión o té que se vale del tallo seco, necesitando de diez a treinta gramos del mismo como límite por cada litro que preparemos de agua, dejándolo hervir por un lapso de diez minutos y colándolo para servirnos no más de tres tazas diarias; mientras que su aplicación tópica consistirá en el remojo de unas compresas con esta mezcla las cuales se colocarán en la zona de nuestro interés hasta sentir una notable mejoría.

Contraindicaciones de la Dulcamara

Vale acotar que la dulcamara a pesar de proceder de la naturaleza puede causar intoxicación ya que entre sus componentes se destacan alcaloides esteroides y ácidos que son dañinos para el cuerpo, en especial la parte que contiene a sus bayas la cual es potencialmente venenosa.

Es preciso señalar que si va a darle un uso interno no se exceda de las cantidades antes señaladas ya que la solanina que está presente en su composición genera efectos secundarios como diarrea, vértigo y vómitos; de ser posible consulte con un homeópata o especialista en medicina convencional si es adecuada en su caso, quedando totalmente prohibida para niños, mujeres embarazadas y en período de lactancia y para quienes padezcan de intolerancia al resto de sus principios activos como lo son el azúcar, los glúcidos, los glucoalcaloides, la saponina y los taninos.

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.