Para Qué Sirve la Papaya?

La papaya es una fruta jugosa de color amarillo con rojo o anaranjado, cuyas características aromáticaa y deliciosas, van bien alineadas con su cualidad saludable. Su fama se ha acrecentado durante cientos de años. En tiempos antiguos, fue incluso denominada por Cristóbal Colón, como el “fruto de los ángeles”. Poco se sabía entonces de la papaya; sin embargo, ahora se puede saber qué contenido nutricional posee y hasta para qué sirve la papaya. Aun así, ya ahora nos damos cuenta que el explorador de América no estaba muy equivocado al llamarle de esa manera.

La papaya es una fruta que provee de manera natural una gran cantidad vitaminas y minerales; que son fundamentales para la marcha normal del cuerpo. Es famosa por su exquisito sabor y color; además porque se puede comer tanto cruda, como en batidos con leche, en jugos, e incluso como un vegetal en varias recetas.

Las ventajas para la salud que tiene el consumo de papaya tienen que ver con una mejora en el proceso de la digestión; cuidado de la piel; la regulación de la menstruación; el alivio del dolor de muelas; un sistema inmunitario más fuerte; pérdida de peso;  y busca optimizar la salud del corazón.

Se cree que la papaya, también conocida como Carica papaya, papaya o papaw, previene el cáncer. No es de extrañar, ya que la fruta es muy popular por su alto valor nutritivo y medicinal.

Incluso, las propiedades de la fruta cruda de papaya se utilizan como ablandador de carne; y también se utiliza en la fabricación de varios productos cosméticos, de piel y de belleza, así como en determinados dulces típicos y gomas de mascar.

Para qué sirve la papaya

La fruta entera, además de otras partes de la planta, es beneficiosa para la salud de varias maneras. Para empezar, la papaya cruda contiene enzimas; que, como se mencionó antes, se utilizan en la preparación de suplementos dietéticos y chicles.

La papaya contiene un buen puñado de nutrientes antioxidantes; como los carotenos, flavonoides y la vitamina C; además de vitamina B (folato y ácido pantoténico). Asimismo, es una gran fuente de fibra y minerales como el magnesio. Estos nutrientes hacen posible una importante mejora de la salud cardiovascular y la protección ante el cáncer de colon.

Beneficios para la salud de papaya

Los beneficios para la salud de la papaya son variados y muy interesantes, por lo que serán descritos a detalle a continuación:

Ayuda en la digestión

El uso de la papaya para mejorar la digestión ha sido muy propagado en los últimos años. Esta se produce debido a la presencia de papaína, que no es más que una superenzima digestiva, que ayuda a descomponer las proteínas al mismo tiempo que limpia el tracto digestivo. Esto hace posible que apenas una pequeña parte de la proteína se convierta en grasa corporal.

En el caso de que la proteína en nuestra dieta no se digiera de forma adecuada, esta puede ocasionar artritis, estreñimiento, diabetes, presión arterial alta y otras afecciones de salud similares.

Promueve la pérdida de peso

Las papayas también son buenas para las personas que están tratando de perder peso de forma natural. Tener un bowl lleno de papaya como refrigerio a media tarde o a media mañana es muy bueno para la salud.

La papaya previene Infecciones

Las papayas son efectivas para matar lombrices intestinales, evitando infecciones y complicaciones asociadas con ellas.

Alivia el dolor de muelas

Si se frota en los dientes una pasta de raíces frescas de papaya; y también en las encías, se puede aliviar el dolor de muelas. La corteza del árbol, principalmente la corteza interna, es también un excelente remedio para los problemas dentales.

Propiedades anticancerígenas de la papaya

Los investigadores han descubierto que las papayas son eficaces contra el cáncer de mama, el páncreas y otros tipos de cáncer. Cierto extracto de hoja de papaya derivado de hojas secas causó efectos anticancerígenos hacia las células tumorales cultivadas en el laboratorio.

Se observó en un estudio realizado por un investigador de la Universidad de Florida, Nam Dang, y sus colegas en Japón; que los efectos fueron más fuertes cuando se aumentó la dosis de té de hojas de papaya en las células.

Distintos tipos de células afligidas por el cáncer fueron expuestas por los científicos a diversos extractos de hojas de papaya; y revelaron que el crecimiento de los tumores se había ralentizado. La fruta ha ganado credibilidad y se ha utilizado en muchos medicamentos por sus poderes contra el cáncer.

Protección de la piel

Las papayas pueden llegar a ser agentes revitalizantes increíbles, el cual es un motivo por el cual es usado ampliamente en diversos cosméticos. De la misma manera, a nivel mundia, muchas mujeres utilizan las papayas para preparar máscaras caseras. De hecho, la papaína elimina las células muertas y purifica la piel.

Las propiedades benéficas, así como las enzimas curativas que se encuentran en la papaya sirven para el tratamiento de quemaduras solares y la piel irritada. De hecho, un masaje excelente para el rostro con papaya forma parte de un tratamiento sumamente eficaz para propiciar la desaparición de las células muertas. Asimismo, la papaya es excelente porque reduce los radicales libres que envejecen la piel. Las papayas también se usan para tratar trastornos de la piel como eczema, psoriasis, entre otros.

Mejora la salud del corazón

Para cuidar la salud coronaria, las semillas de papayas cumplen un excelente papel. En este sentido, posee tres poderosas vitaminas antioxidantes, que son la vitamina A, C y E. Esto quiere decir que las papayas son útiles para la prevención de problemas como la aterosclerosis y la enfermedad cardíaca diabética.

La presencia de fitonutrientes procarotenoides ayuda a prevenir la oxidación del colesterol en el cuerpo. Cuando se produce la oxidación del colesterol, se adhiere a las paredes de los vasos sanguíneos y forma una placa que puede provocar ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares. La vitamina E y la vitamina C que se obtienen de las papayas ayudarán a evitar que el colesterol se adhiera a las paredes; lo que mantiene al corazón sano.

Siendo una importante fuente de fibra, las papayas además hacen posible la reducción de los niveles de colesterol en el organismo. Si se incluyen papayas en la dieta diaria como refrigerio, es posible mantener el corazón más joven.

Reduce el acné y las quemaduras

El látex que se produce en las papayas es utilizado para el tratamiento de áreas de la piel afectadas por el acné. En este sentido, el lado carnoso de la cáscara de la papaya puede ser empleado como una mascarilla para el tratamiento del acné. Asimismo, la inclusión de papayas en la dieta regular puede ayudar a sanar la afección de forma interna y despejar la piel. Otro remedio para áreas de la piel que han sufrido quemaduras es aplicar la fruta en el lugar afectado, pues ayudará a reducir las cicatrices que pueda dejer este incidente.

Efectos antiinflamatorios de la papaya

Las enzimas presentes en las papayas, especialmente la papaína y la quimopapaína, reducen la inflamación en diferentes partes del cuerpo.

Sirve para prevenir la degeneración macular

La degeneración macular es una enfermedad producida en el ojo. En esta condición, las células oculares se degeneran, lo que produce una visión borrosa y también puede causar ceguera. Es una enfermedad asociada con la edad avanzada; por lo que la suma de papayas a la dieta es favorable para disminuir el riesgo de desplegar una degeneración macular.

Un antioxidante llamado betacaroteno le da a la papaya su color naranja. Así como las zanahorias ayudan a mejorar la vista debido a la presencia de betacaroteno; también se indica que son efectivas para reducir el efecto de la degeneración macular.

La papaya trata el estreñimiento

La presencia de folato, vitamina C y vitamina E en las papayas reduce la cinetosis; produciendo un efecto tónico en el estómago y en los intestinos. El jugo de papaya y papaya madura también ayudan en la digestión; y la fibra obtenida de la fruta ayuda a aumentar las deposiciones. Los movimientos intestinales mejorados ayudan a facilitar el paso de las heces, reduciendo así los efectos del estreñimiento.

La papaya regula la menstruación

El jugo de papaya puede ser de gran ayuda para las mujeres con menstruaciones irregulares. Incluso, el consumo de papayas verdes puede normalizar la irregularidad en el ciclo. Las papayas se consideran un “alimento caliente”, lo que significa que producen calor en el cuerpo; y es precisamente esta producción excesiva de calor en el cuerpo la que estimula la hormona estrógeno. Esta propiedad induce el período en las mujeres. Por lo tanto, las papayas pueden ser beneficiosas para manejar menstruaciones difíciles.

Previene la artritis

Se sabe que las papayas son efectivas contra la artritis reumatoide y la osteoartritis. Una de las enzimas que se encuentran en las papayas, es conocida como quimopapaína; y tiene un efecto significativo en el control de la artritis reumatoide y la osteoartritis.

Mejora la Inmunidad

El consumo de papaya también se ha relacionado con una mejora en el sistema inmune del cuerpo. La investigación realizada por Hiramoto, Imao, Sato, Inoue y Mori de Japón es una prueba de que los antioxidantes presentes en la papaya juegan un papel importante en la inmunidad del ser humano.

Asimismo, las flores y las raíces de la planta han demostrado ser beneficiosas contra la ictericia, la bronquitis, el cólico del riñón y otras enfermedades.

Efectos secundarios de papaya

La FDA reconoce el consumo de papaya en cantidades normales. Sin embargo, hay ciertos efectos secundarios de consumir papaya.

  • Mujeres embarazadas. La papaya se clasifica como dañina durante el embarazo. Se considera como una fruta “caliente”, como se mencionó anteriormente, y esto ocasiona contracciones uterinas que pueden llevar a abortos. Por ello, se debe evitar consumir papaya cruda si se está embarazada.
  • Irritación gastrointestinal. Consumir demasiadas papayas puede causar un poderoso efecto laxante en los intestinos. Se debe tratar de no comer grandes cantidades de papaya, especialmente cruda. La papaya verde o sin procesar puede causar dolor en los intestinos o el estómago; y en ocasiones puede causar perforaciones esofágicas.
  • Semillas de la papaya. Las semillas negras de la papaya contienen rastros de una enzima llamada carpina, que es una sustancia potencialmente tóxica.

Esta enzima puede hacer que los centros nerviosos se adormezcan, lo que podría provocar parálisis o depresión cardíaca. En algunos casos, también se observa el estrechamiento de los vasos sanguíneos, que es causado por la carpina o la carparina.

Como podemos leer, y a pesar de sus posibles efectos secundarios, la papaya es toda una súper fruta; combatiendo afecciones y tratando padecimientos que un solo medicamento no podría tratar por sí mismo. Es por ello que debemos conocer para qué sirve la papaya; pues, de incorporarla a nuestra dieta diaria, podría traernos muchos beneficios que, de lo contrario, ni nos enteraríamos.

tags:

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *