Para qué sirve un dinamómetro

El dinamómetro es un dispositivo muy utilizado en la actualidad. La función principal que cumple, es la de medir el peso o fuerza de distintos objetos. Dependiendo de la aplicación que se les dé, este instrumento puede llegar a tener diseños muy específicos.

La manera en la que funciona el dinamómetro, esta muy relacionada con la tercera ley de física, expuesta por Newton. Esta afirma que cualquier acción provoca una reacción. Por esta razón, cada vez que dos cuerpos interactúan el cuerpo A experimentará una fuerza como respuesta de contacto de interacción magnética o gravitatoria, mientras que el cuerpo B en el mismo momento sufriera en sentido contrario una fuerza similar o de parecida magnitud.

Funcionamiento del dinamómetro

Cuando colgamos un objeto del gancho de un dinamómetro, el resorte empieza a alargarse y el cilindro a descender, marcando con la escala la fuerza realizada por el objeto. También es muy común que se muestre una aguja en la parte superior del instrumento.

¿Cómo se originó el dinamómetro?

Los primeros registros de un dinamómetro, se le atribuyen a Isaac Newton, quien fue el creador de este dispositivo, aunque se desconoce con exactitud la fecha o año en la cual lo hizo. Las funciones del dinamómetro se basan en el alargamiento o extensión de un resorte que está basado a su vez en la ley de Hooke, mejor conocida también como la ley de la elasticidad.

Pon está razón, la elasticidad de un muelle o resorte previamente calibrado de un dinamómetro, permite calcular el peso de un cuerpo o realizar la medición de una fuerza especifica en un determinado objeto.

En cuanto a las escalas en las que se hacen este tipo de mediciones, estas reciben el nombre de Newton, que vendrían siendo las unidades de fuerza. Por ejemplo, un newton es la fuerza que se necesita para proporcionar una aceleración de un metro por segundo al cuadrado de un objeto que tenga un kilogramo de masa.

Funciones básicas del dinamómetro

Los dinamómetros se caracterizan por tener varios usos. Sin embargo, las principales funciones de los mismos son:

  • Medir o calcular pesos: Esta vendría siendo la utilidad principal de este dispositivo. El dinamómetro cuenta con la capacidad de calcular el peso de un objeto, además de que también pueden sacar su masa. Debido a la variación de masa y peso de un objeto que se desea calcular o pesar, es necesario tener que equilibrar el dinamómetro en varias ocasiones.
  • Aplicación en las máquinas de ensayo:En los laboratorios el dinamómetro suele utilizarse para calcular las deformaciones o las probetas de la misma en una práctica o ensayo de tracciones. Además de ello, también puede ser se utiliza en los ensayos de las penetraciones de dureza.
  • Medir las fuerzas aplicadas:A pesar de ser muy poco común estos casos, el dinamómetro también es utilizado en la ortodoncia, en donde se emplea para medir las fuerzas aplicadas durante el tratamiento.

Tipos de dinamómetros

Actualmente solo existen dos tipos de dinamómetros, siendo estos los siguientes:

Mecánico

Debido a su alta precisión, son los dinamómetros más utilizados en la actualidad. Además de ser rápidos, se pueden acondicionar fácilmente de la función de las mediciones de las fuerzas de tensión a los cálculos de fuerzas de compresión.

El dinamómetro mecánico no solo se caracteriza por ser mucho más sencillo de utilizar, sino que también son de larga duración.

Eléctrico

Estos dinamómetros tienen un gran tamaño, aunque no son utilizados tan frecuentemente como el anterior. Sin embargo, son las grandes empresas, compañías o instituciones las que requieren de los beneficios que ofrece.

Las ventajas de los dinamómetros eléctricos, son la reducción de los costos operativos, de tiempo y espacio, además de que son simples de operar, puesto que son autónomos. También se adaptan perfectamente a los ambientes hostiles, y son compatibles con indicadores inalámbricos de mesa o de mano.

Partes de los dinamómetros

El elemento que le permite a un dinamómetro medir el peso, es una espiral o resorte que se encuentra en su interior. La función de dicho componente, consiste en alargarse cuando se le suministra fuerza, mientras que la aguja o el indicador señala equivalentemente la fuerza que se ha ejercido.

Por otro lado, este instrumento se compone de un muelle, el cual se encuentra comprendido en un cilindro que ocasiones se encuentra introducido en otro cilindro adicional. El dinamómetro consta de dos manillas o ganchos que se encuentran ubicados en cada extremo.

En pocas palabras, podemos decir que las partes de un dinamómetro son la siguientes:

  • Muelle:Lo contiene la escala.
  • Cilindro: Cubre el muelle y está unido al resorte.
  • Resorte: Permite desplazar el cilindro al aplicar una fuerza sobre este.
  • Gancho: Es donde se cuelga el objeto que se va a pesar.
  • Cilindro exterior: Cumple la función de recubrir el resorte y cilindro interior.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *