¿Para qué sirve el Tylenol?

El tylenol es un fármaco utilizado para tratar dolencias menores, como por ejemplo: dolores de cabeza (no incluida la migraña crónica), dolores pre menstrual y menstrual, muscular, de articulación, dolor de muelas y, como bono extra, ayuda a bajar la fiebre, entre otros malestares. Es un tratamiento eficaz en contra de la gripe común, específicamente para el malestar general.

Por lo general, conocemos el principio activo del tylenol bajo el nombre de acetaminofén (acetaminophem) el cual es el mismo principio activo del paracetamol, esencia tienen el mismo efecto analgésico. El tylenol viene en diferentes presentaciones, como lo son: en comprimidos, en supositorio, en suspensión oral, cuenta con una formula diurna y una formula nocturna ideal para hacer los resfriados más llevaderos e incluso en tabletas masticables para los niños. Y en diferente concentración: de 50mg en adelante.

¿Cómo actúa el tylenol?

No hay información exacta en la web que confirme el cómo actúa el tylenol en nuestro organismo, sin embargo, al leer su composición química y compáralo con otros analgésicos con los mismos efectos, podemos deducir que este actúa a nivel del sistema nervioso, por lo cual podemos suponer que éste inhibe los impulsos nerviosos que le advierten a nuestro cerebro sobre las dolencias en áreas localizadas.

¿Cómo y cuándo se debe administrar tylenol?

Puedes tomar una dosis tylenol cada 8 horas, para conseguirlo no se requiere entregar un récipe medico en la farmacia. Si pasados los 7 días de tratamiento los síntomas persisten o se agravan, suspenda su uso y consulte a su médico de cabecera. Es efectivo en caso de:

  • Resfriado común y malestar general.
  • Dolores de cabeza.
  • Dolores musculares.
  • Dolor molar.
  • Leves dolores de articulación.
  • Dolores pre menstruales y mestúrales.

Entre otras afecciones. Se les puede administrar tylenol a los niños menores de 12 años, debido a que este medicamento viene en una presentación indicada para niños y otra para bebés mayores de 2 años.

Contraindicaciones y efectos secundarios.

Por lo general es un medicamento seguro, sin embargo se debe cuidar de no tomar otros medicamentos que contengan acetaminophem como principio activo o en una menor cantidad, ya que esto podría causar una sobre dosis, lo cual podría resultar fatal para usted. Algunas de las contraindicaciones o efectos secundarios posibles son:

  • Alergia al acetaminophem: Como ya hemos advertido, este es el principio activo del tylenol. Si usted es consciente de su alergia a ese componente, es mejor evitarlo, si no lo sabía, estas son algunas de las señales que podrían hacérselo notar: erupciones en la piel, brotes de sarpullido, ardor de ojos, hormigueo en las manos, pies y otras zonas del cuerpo. En caso de notar algún otro síntoma a parte de los ya mencionados, suspenda su uso inmediatamente y consulte a un doctor.
  • La presentación indicada para la gripe incluye un compuesto descongestionante, por lo cual no es recomendable utilizar un descongestionante nasal aparte, hacerlo podría causar reacciones adversas.
  • No consumir si sufre de afecciones en el hígado: Nuestro hígado es el encargado de procesar los químicos que ingerimos, por lo cual las personas con enfermedades hepáticas deben cuidarse de ingerir medicamentos químicamente agresivos.
  • El uso constante de tylenol puede causar daño renal y hepático.
  • No hay estudios confiables que confirmen o nieguen que el tylenol cause daños en el embarazo. Sin embargo, es sabido que el feto absorbe todo lo que necesita para desarrollarse de la madre, por lo tanto, no es recomendable administra paracetamol en mujeres embarazadas a menos de que sea necesario o lo indique el facultativo.
  • En casos aislados, puede causar hipotensión.
  • No es recomendable consumir tylenol junto a otros medicamentos, esto podría desencadenar problemas mayores.
  • Puede causar fatiga.
  • Puede ocasionar cambios en las evacuaciones.
  • Puede ocasionar dolor abdominal.
  • Puede ocasionar cambios en el olor y el color del orine.

Entre otras afecciones. En cualquier caso, consulte a un médico y evite la automedicación.

Recomendaciones:

  • No ingerir alcohol durante el tratamiento con tylenol, ni los días posteriores al tratamiento.
  • En ocasiones es necesario agitar la suspensión oral antes de ser ingerida.
  • Manténgase en un lugar fresco y seco lejos del alcance de los niños.

El tylenol es un fármaco indicado para dolores de baja intensidad que no requiere prescripción médica. Está disponible varias presentaciones.

tags:

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.